FLUYE LA VIDA

Por María Rico. Interiorista y decoradora. ALAZÁN INTERIORISMO. Madrid

Un entorno neutro, pintura piedra, nada destaca, cortinas de algodón grueso, gris, visillos transparentes, oscuros casi sin trama. Un sofá de líneas rectas en los mismos tonos, una manta de cashmere pulcramente doblada sobre un brazo,  un libro con el borlón del marcador cayendo de un lado… Todo integrado, nada monocromático. Al frente, la cómoda que juntos compramos en Altea, en un paseo agarrados por las callejuelas de la ciudad.  Es suave, aterciopelada al tacto y contiene la fragancia de la madera de hace dos siglos, casi tres. Me giro….me concentro en el gris…en el beige, en el color ante, se respira tranquilidad y entonces cierro los ojos…

Cierro lo ojos y siento el beat….bum bum bum… el suelo retumba, bum bum bum….la danza de los elefantes resuena…bum bum bum bum….doscientos guerreros hacen retumbar el suelo…rinden honores ceremoniales al Fon.

Me vuelvo  rápidamente hacia el sonido y ahí están, los sombreros Bamileke, poniendo colorido a nuestro entorno, ritmo, fuerza y pasión… y … Suena la puerta, entran los niños, con sus mochilas…cantando, riendo y empujándose… entablan una lucha imaginaria…. lánzandose los cojines hasta entonces tranquilos… y los colores genuinos de los sombreros se diluyen en sus risas…la vida fluye…

¡Qué fluya la vida!

Sombrero Bamileke

Entornos tranquilos, elegantes, serenos, sin estridencias. Telas con textura, cuerpo  y calidad. Colores exquisitos, lisos, con algún toque de tela fantástica en un cojín o en una pantalla, de interior oro o plata. Este fondo aporta la partitura de la melodía, donde las notas son piezas escogidas, genuinas, piezas de cultura de otros lugares, o pequeñas obras de calidad de autores reconocidos o no, pero con sensibildiad, que en un entorno adecuado destacan y transmiten su esencia al buen espectador.

Esta temporada apostamos por incorporar a nuestras decoraciones notas africanas, y para este propósito son fantásticos por su colorido y su diseño, los sombreros de plumas originales Bamileke. Sombreros rituales con los que los guerreros de las tribus Bamileke africanas rinden homenaje a su rey. De uno en uno, o en formación, los sombreros desplegados como pavos reales, y suspendidos en una pared, aportan colorido, calidez y sustancia a una decoración…. Están realizados con plumas teñidas con pigmentos naturales. Se guardan en forma cilíndrica y se abren tensándolos, desarrollando unos sesenta centímetros, desplegando todas sus plumas y su colorido….

Fluye la vida.

Noticias Otros Medios

Deja un comentario