Stonehenge , secreto de la humanidad

 

Amesbury

Por Melània Santamaría

Cuando observo por la ventana del autobús que me lleva al trabajo el ajetreo del día a día, no sé por qué, mi mente vuela instantaneamene a los pueblecitos de la campiña inglesa.

Es en este entorno donde podemos encontrar Amesbury, una pequeña localidad llena de encanto.Pequeño, familiar, tranquilo….pero como las abuelitas delante del fuego hogar, com muchas historias que contar

Su Historia se sitúa en la  Edad de Bronce. En esa era se ha fechado una necrópolis donde descansa el  llamado “Arquero de Amesbury”, uno de los primeros señores-guerreros que poseyeron aquellas fértiles tierras.

Hotel George, en Amesbury, condado de Wiltshire.

Los hombres medievales también tenían sus propias leyendas sobre aquellos tiempos oscuros y misteriosos donde aristócratas como el “Arquero de Amesbury” imponían sus leyes sobre indenfensos campesinos. De la misma manera que nosotros fantaseamos con el medievo, en la época medieval se crearon leyendas de esta  antigua época sin escritura. La del rey Arturo, tiene uno de sus espacios físicos en pueblos como éste, en el que, se dice, Ginebra se refugió tras la muerte del rey en la Batalla de Camlanm, y que está enterrada en los terrenos de la antigua Abadía.

Alejada de estos tiempos de caballeros y princesas, la historia contemporánea de Amesbury es la de un entrañable pueblo de provincias, es decir, con poca Historia. Seguramente por esto, Agatha Christie ambientó en esta localidad, en el precioso Hotel Antrobus Arms y en el antiguo Plaza, algunos de los crímenes resueltos por Miss Marple: el constraste entre esa vida plácida con este elemento de brutalitad humana latente. Que nos horroriza, y atrae al mismo tiempo.

Este apacible pueblo se encuentra bajo la influencia de unos de los mayores secretos de la humanidad.  A tan sólo poco más de 3 kms, nos encontramos con las ruinas de Stonehenge.

Ruinas de Stoneshenges

 Ese círculo de piedras gigantescas, es una sorprendente obra de ingeniería de la Edad de Bronce  cuya construcción costó el sudor a miles de personas: para su construcción hicieron falta 1400 años, transportando piedras desde más de 300 kms de distancia.

Originalmente, y formando parte de un complejo ceremonial aún mayor, estaba compuesto por 30 piedras de 40 toneladas de peso cada una, que conformaban un recinto circular y estaban coronadas por piedras horizontales. Dentro, cinco grandes arcos, colocados en forma de herradura, y en el centro, una extraña piedra que los expertos coinciden en que es un altar, pero, ¿ que ocurría en ese altar?. Porque tanto sacrificio en erigir el monumento?.

Existen misterios que ni Miss Marple sería capaz de explicar, aunque el estudio de la historia, la investigación y la tecnología pueden encender un poco la luz. Hay muchas teorías sobre el verdadero sentido de esta antigua ruina; un hospital del Neolítico, un altar para realizar los sacrificios de una perdida religión pagana, un antiguo calendario solar , un templo, y el estudio más reciente : Stonehenge usado para emitir vibraciones sonoras para inducir a los participantes de ciertos rituales al estado de trance, un lugar donde los vivos acudían para encontrarse con sus espiritus y que estaba ligado a una ciudad prehistorica.

Si el agobio hace que me evada a un pueblo de la campiña, la rutina es lo que me traslada a aquellas piedras, al corazón de un misterio, a imaginar que podríamos estar en ese círculo inhalando una energía muy lejana en el tiempo…

 

 

Noticias Otros Medios

Deja un comentario