Un camino de leyendas a San Andrés de Teixido

 

Por Chus Sanesteban

“El viaje no termina jamás. Solo los viajeros terminan. Y también ellos pueden subsistir en memoria, en recuerdo, en narración… El objetivo de un viaje es solo el inicio de otro viaje” .  José Saramago.

Hay muchos viajes , muchos caminos y muchas maneras de viajar.

Camino hacia San Andrés desde Cedeira

Camino hacia San Andrés. 13 kilómetros desde Cedeira para iniciar el viaje hacia al que algunos consideraban el lugar donde empezaba el averno gracias a una de sus leyendas: “Vai de morto o que non foi de vivo” ( Va de muerto el que no fue de vivo ).

Está bien indicado y te lleva por medio de naturaleza viva y de casas en proceso de restauración hasta llegar al camino viejo, allí donde antiguamente  comenzaba la ofrenda y donde aún hoy, dejamos la nuestra, ya que las piedras de los milladoiros ,dice la leyenda , “hablarán en el  juicio final” para decir qué almas cumplieron con la promesa de ir a San Andrés.

Santuario de San Andrés

Tal y como se hace desde la cultura castreña, visito las pequeñas calles de San Andrés. Todas son costas -cuestas- repletas de souvenirs en los bajos de las casas de sus habitantes , hasta llegar a la capilla, de la que ya el Padre Sarmiento hablaba como pequeña y pobre de adornos.Es una iglesia de estilo gótico marinero, de una sola nave. En el altar mayor hay un retablo barroco, del siglo XVIII, realizado por Miguel López de la Peña, y un relicario que contiene un hueso de San Andrés.

¿Cómo ha llegado aquí el hueso del apóstol?¿ Por qué está aquí el santuario ? A Barca de San Andrés es otra de las leyendas de San Andrés de Teixido, que relata que el apóstol llegó a este lugar en barca y debido a la poca visibilidad por la bruma chocó contra los acantilados y volcó, quedando ésta convertida en piedra.

Y, ¿ por qué San Andrés ?  El Santo, algo envidioso de la afluencia de peregrinos a Santiago, permanecía triste y apagado. Un día recibió la visita del mismísimo Señor en compañía de San Pedro. Como quiera que el Santo formulara sus quejas a tan insignes autoridades, el Todopoderoso le prometió que a su santuario acudirían en romería todos los mortales y, quien no lo hiciera de vivo, vendría a verle de muerto.

Fuente de San Andrés

Acantilados de San Andrés

Después de visitar la capilla, bajo hacia la fuente de los tres caños. Bebo de los tres y pido un deseo para volver tras mis pasos por las costas y por los souvenirs, donde no debemos dejar de hablar con los lugareños y comprar los sanandresiños: las figuras hechas de pan y pintadas a mano que representan a San Andrés, al Pez…Las buenísimas rosquillas y recoger la ” Herba de namorar” ( Armeria pubigera ) que,si sufrimos mal de amores, nos ayudará a recuparar a nuestro amado.

Y dejo este paraíso celta, anclado en la cima de una elevada montaña, en los acantilados más altos de Europa, como una fortaleza de difícil acceso, donde a veces, sólo pueden entrar los muertos. Y la dejo sabiendo que el viaje no termina, que son los viajeros los que se transforman.

Noticias Otros Medios

Deja un comentario