SERGIO PAZOS : “Se puede hablar de un cine español de calidad”

Por Cynthia Gómez

Una sonrisa se asoma desde que Sergio Pazos me abre la puerta de su casa. Un ser alegre, un espíritu feliz en donde se mueve arte y disfrute por la vida. Me lleva a  la terraza desde donde Madrid, con la Almudena y la Casa de Campo a lo lejos, cae en la tarde madrileña. Sergio Pazos me responde, atento y al tiempo con su hablar despreocupado, sobre el cine, el teatro y la televisión, ámbitos que conoce desde que empezase  muy joven. Un rostro  conocido desde que saltó a la fama con  Caiga quien caiga de El Gran Wyoming en 1996, y  ahora en el teatro con La familia de Pascual Duarte y con la exitosa Cuéntame cómo pasó. Con el sol tostándonos la cara, sentados cómodamente, comenzamos a hablar.

Sergio Pazos. Actor ©David García

Pregunta: Usted ha trabajado en televisión, teatro, cine. ¿Con cuál de ellos se queda?

Respuesta: Hombre, con el que mejor te pagan, te podría decir. Después de eso, la verdad es que cada uno tiene su parte interesante, cada uno tiene lo suyo, pero me quedaría con el teatro. Casi todo el mundo que sea actor dirá lo mismo, el teatro.

P: ¿Con qué se queda de cada uno de ellos?

R: Yo creo que la profesión de actor es muy divertida, estás aprendiendo continuamente. Yo ahora estoy en Cuéntame, y estás con Imanol, y aprendes un montón de cosas de él. Y aparte de que disfrutas con tus compañeros, también es cierto que estás con una lucha continua. En el teatro, cuando se acaba la gira, tienes que volver a empezar de nuevo. En una serie de televisión, te enfrentas cada día a un texto nuevo. El teatro es en realidad lo que más te obliga a trabajar. En cuanto al cine y televisión, da popularidad. En diez minutos que sales, te ven cuatro millones de personas.

P: También ha estado inserto en el periodismo, en un periodismo más de humor, como en el programa Caiga quien caiga. ¿Por qué se adentró en él?

R: Me hicieron una encerrona, podríamos decir. Cuando empezó Telecinco, en el primer año, había estado trabajando en tema de cámaras ocultas, que había funcionado muy bien. Pasaron unos años, y me llamaron. Para el programa, necesitaban gente con capacidad de improvisación en la calle. Me pusieron a hacer un reportaje, y me dijeron que me quedara. Pero cuando empecé, la directora me dijo que tenía que minutar y aprender cosas más relacionadas con el periodismo. Había hecho radio, y en mi familia hay  gente relacionada con el periodismo, y controlaba un poco. Pero pensaba que solo iba a trabajar como actor, aunque me ha venido también muy bien aprender ese tipo de cosas.

P: ¿Le gustó la experiencia?

R: Sí. Nos dio mucho, porque además fue un pelotazo bastante gordo, porque nos permitían hacer cosas que ahora a los periodistas no se les permite. Nos lo pasábamos muy bien también la verdad y consiguió una cosa, que fue que un director de cine o un actor como Bardem te conozcan por el nombre. Y la oportunidad de llegar a Madrid y que te conozcan, nos lo dio. También pudimos dar mucha caña, como a los políticos, y esto es un lujo.

P: En el cine,  hace unos años que no hace usted nada. ¿Tendría ganas de volver a trabajar para la gran pantalla?

R: Sí. Sobre todo disfrutas haciendo cosas con las que estás menos acostumbrado. Por ejemplo, vengo ahora de hacer La familia de Pascual Duarte en el teatro, que es un drama, una tragedia total, un papel muy duro, y yo estoy acostumbrado a hacer comedia. Los que tienen buen registro de comedia suelen tener buen registro de drama, pero no nos dan esa oportunidad. Entonces disfrutas mucho con ese cambio. Entonces, lo que hacemos poco cine estamos deseando hacer cine. Pero tampoco ha habido ni buenas ocasiones ni muchas.

Elenco de actores de La Familia de Pascual Duarte

P: Usted es de Galicia, y ha realizado trabajos dentro de su comunidad, pareciendo que no quiere desvincularse de ella. ¿Por qué?

R: No, porque el apego existe. No es un nacionalismo agresivo ni influyente para nada, pero los gallegos somos distintos, tenemos un modo de ver la vida distinta, con gente que ha emigrado a otros lugares…, y no creo que haya que rechazar eso ni repudiar ni aparentar tampoco otra cosa. Ni esconder el acento, que lógicamente estando en Madrid pues te cambia un poco, aunque para mi trabajo si puedo quitármelo pues seguramente tenga más posibilidades de trabajo.

P: ¿Cómo ve el mundo actual del cine, teatro y televisión en España?

R: La mayoría de la profesión está en paro. Tenemos un problema con esta profesión, y es que no es algo estable. Pues estar seis meses en algo, pero luego en seis meses no te llaman. Puedes estar en una serie, pero luego no puedes estar en otra. A lo mejor haces un anuncio, para la gente que hace anuncios, que pagan muy bien, pero a lo mejor luego no trabajas en cinco años. Es complicada esta profesión. Y en las temporadas de trabajo, tenemos también que trabajar muy duro. No solo lo pasamos bien. Tenemos que memorizar, tenemos que cumplir, que encontrar lo que busca el director…Es un trabajo creativo, que a mí lo cierto es que me enriquece mucho.

P: ¿Cómo cree que ha cambiado la televisión ligada al humor desde que usted empezó a trabajar en ella?

R: Hablamos de algo subvencionado. En parte es bueno, porque la cultura es un bien común, que hay que defender. Pero en parte es malo, porque estás de por medio los amiguismos y la falta de calidad. Entonces yo creo que el sentido de que se garantice un mínimo de calidad, yo creo que la televisión está dando un mal ejemplo con los programas que se pueden ver actualmente en la televisión.

P: ¿Se puede hablar de un cine español de calidad con repercusión internacional?

R: Yo creo que sí, que hay cine español de calidad. Aunque tampoco tenga una gran repercusión internacional. Pero tenemos a un Antonio Banderas, a una Penélope Cruz, a un Almodóvar…El problema está un poco más en la repercusión que tiene fuera. Pero también tenemos que los españoles no les gusta el cine español, muchos porque nunca ven cine español, de modo que no pueden decir si es o no de calidad. Pero sí, creo que se puede hablar de un cine español de calidad, lo hay, aunque el presupuesto tampoco sea el que se destina para una película de Hollywood.

P: ¿Cuáles son sus expectativas de futuro dentro de esos ámbitos, televisión, teatro, cine?

R: Pues seguir trabajando, sobre todo, y dedicarme a algunos de estos ámbitos, que es lo que me gusta.

Noticias Otros Medios

Deja un comentario