Peperonata

Por Nina Maguid

La peperonata es un clásico de la cocina italiana al que cada familia aporta su toque particular –la cebolla más fina o más gruesa, con aceitunas verdes o sin ellas, con perejil o albahaca– pero siempre es fácil de hacer, deliciosa y muy versátil. Porque se puede tomar caliente, fría o a temperatura ambiente, como guarnición de un segundo o encima de pan tostado o pizza, como salsa de pasta o arroz, con todo su jugo o, bien escurrida, como relleno de tartaletas y empanadillas. Un plato que primero se hace (generalmente porque los pimientos están buenos y baratos) y después se piensa en qué utilizarlo.

 

Ingredientes

  • 1 cebolla mediana
  • 3 pimientos rojos grandes
  • 3 dientes de ajo
  • 3 tomates medianos en su punto de madurez
  • aceite de oliva
  • sal
  • 1 cucharada de postre de azúcar
  • un chorro de vinagre suave, por ejemplo de manzana o de arándanos
  • perejil picado

 

Preparación

  • Pelar la cebolla, cortarla en tiritas finas y sofreírla lentamente en aceite de oliva sin dejar que se dore.
  • Añadir los pimientos cortados en tiras gruesas, rehogar unos minutos y echar los dientes de ajo pelados y laminados. Cocinar removiendo unos minutos.
  • Pasar los tomates por agua hirviendo, pelarlos, cortarlos en trozos grandes y ponerlos en la cazuela.
  • Remover unos minutos hasta que todo comience a ablandarse.
  • Añadir poca sal, el vinagre y el azúcar.
  • Cocinar tapado alrededor de media hora y después destapado hasta que el jugo se reduzca, removiendo de vez en cuando. Tiene que quedar un líquido espesito y ligeramente almibarado.
  • Cuando esté frío, añadir un puñadito de perejil picado.
  • Guardar tapado en el frigorífico hasta el día siguiente. Lo que sobre se puede conservar varios días en el frigo o congelar.
  • Es importante que predomine el sabor a pimiento, por eso no hay que excederse con los demás ingredientes.

 

 

Más en Cocina con luz verde

Noticias Otros Medios

5 Responses to Peperonata

Deja un comentario