La Alta Costura parisina

Ayer dió comienzo la semana de la Alta Costura en París. Las bajas temperaturas se contrarrestan con la primavera que  se muestra en las pasarelas. Christian Dior, Alexis Mabille, Giambattista Valli formaron parte del calendario de un primer día aderezado con flores y delicados tejidos para entrar en un esplendor estival.

Toda la expectación cae en Dior y su director creativo Raf Simons que se afianza de manera sutil y segura en la casa. Su segunda propuesta en la Haute Couture se muestra como una metáfora del renacimiento que supone la estación primaveral y recreada en un primoroso jardín. El gran reto que se le presentó al diseñador coge confianza y  la intención de una meta a largo plazo se va consagrando. Sus colecciones reflejan la conexión que se quiere conseguir con la imagen de la empresa.

Sus prendas han conseguido conectar su propia visión de la naturaleza con vivencias veraniagas autobiográficas de Christian Dior. Inspirándose en sus paralelismos con el modisto, dejando ir paulatinamente el famoso archivo.

Dior

Abre con colores más fríos en vestidos con asimetrías y drapeados con detalles en negro que se transforman en cada salida a exquisitos bordados en color que adornan cuerpos estallados que combinan con pantalones. Hasta llegar a piezas de tonalidad neutra con una mayor  presencia e importancia a las pequeñas flores bordadas como detalles imprescindibles. Donde  destacan unos guantes transparentes. Sus zapatos empiezan enfundados en medias tupidas con una acabado original para pasar a stilettos más abiertos sujetos con pulsera al tobillo en tonos pastel y plata. Todos ellos acabando en punta.

dior2

Lejos de la teatralidad que podemos seguir echando de menos en Dior, no cabe duda que su fichaje ha sido un acierto para iniciar una nueva etapa. Simons está consiguiendo el propósito que se ha creado.

Alexis Mabille que forma parte de la Alta Costura desde relativamente poco, mostró un desfile menos alocado más refinado. Se ha propuesto impresionar por su habilidad, que se centraba en la estructura en un pasado y ahora promete dirigirse a la artesanía y a sus clientes.

Mabille

 

 

Valli por su parte sigue jugando con la baza de conocer  a la perfección a su clientela. Sus propuestas en blanco y negro incluso tocando el estampado felino daban paso tonos neutros y estampados florales leves. Siluetas que  con marcada cintura, vestidos con volumen en la parte frontal que destacaban. Tocó todos los largos.

Valli

 

El contrapuento del día vino de la mano de la joven holandesa Iris Van Herpen y su colección “Voltage” compuesta por elementos realizados en impresora 3D. Destacar prendas hechas a base de fibras de plástico con movimiento y la rigidez de un vestido origami metálico que cerraba la colección.

IVH

 

Texto Minerva Santana.

Fotos: Style.com

Noticias Otros Medios

3 Responses to La Alta Costura parisina

  1. Pingback: Lo mejor de la Alta Costura | Entretantomagazine

  2. Pingback: Hablemos de nuestra pasarela: La Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. | Entretantomagazine

  3. Pingback: Fall 2013 Couture | Entretantomagazine

Deja un comentario