El clan del oscurantismo y de la torpeza

Por José Antonio Ricondo

tioderafaUna previa es que, con ese título y en tan poco espacio, mis posibles invectivas no van en relación a los miembros del clan en general, sino a la organización política y social del mismo. ¿Quién o quiénes lo controlan?, ¿de qué manera? Igual que nuestros ancestros, los monos. Unos tendrán sociedades más segmentarias y poco evolucionadas; otros, organizaciones más estatalizadas, cacicatos, pero curiosamente nunca serán lo que entendemos hoy por una sociedad clasista, siendo el caso de Polinesia y su extensión a Asia y a África.

En los clanes prehistóricos, sus miembros sabían lo que tenían que hacer, saber y decir para sobrevivir y tener un status en su caverna. Hoy, nosotros no sabemos qué hacer ni saber ni decir. Información no nos falta, pero estamos carentes de ella para procesar qué es lo esencial para sobrevivir dignamente. Poco sabemos de nuestros ancestros los neanderthales y los Cro-Magnones, de sus vidas duras, totalmente de supervivencia.

nizaReconstrucción del campamento paleolítico de Terra Amata, en Niza, de unos 400.000 años de antigüedad (La Enciclopedia, El País).

Pero también, de una sociedad cuyos miembros rechazaban el crimen del necio, por muy jefe que fuese. Es difícil imaginar a un jefe incapaz de organizar la caza del mamut para abastecer durante un año entero a todo su clan. Tal idiotez le hubiera etiquetado como imbécil e indigno de seguir perteneciendo al clan.

Poco sabemos -y los que deben saberlo, los que nos administran la educación en este país dolorido secularmente y maltratado por políticos palmariamente necios e incompetentes, nada- de la educación y su historia. Soy de la idea de que un presidente de gobierno no sé qué debería saber, pero sí un mínimo de educación. Nada. Por ejemplo, que de 1918 a 1958 se pasa de una educación clasista a la Escuela Única, para todos.

Sería peregrino pensar que los avatares de la educación hayan de estar sujetos a los vaivenes políticos y, así, poder justificar el progreso o el estancamiento de la educación según el poder político de turno y según el consiguiente movimiento pendular acción-reacción que aquel lleva consigo.

aaaEscuela privada / pública (Gran Enciclope. Larousse)

 

Precisamente no son esos los motivos de la lucha, el trabajo y la cimentación de la Escuela Única durante cuarenta años después de la 1ª Guerra Mundial. Aquellos burgueses demócratas, como oficiales en esa guerra, creyeron en la entereza, el desinterés y el compañerismo y la solidaridad de los combatientes del pueblo. Y esa reminiscencia melancólica quisieron calcarla para que resurgiese en la propia escuela.

De ahí que Charles Lambert fuese su ejemplo, y se preguntase, en el año 1922, en su libro La enseñanza de mañana: La Escuela Única, algo sobre lo que sería, en cuatro décadas, una verdadera revolución en la educación:

¿En nombre de qué principio, a excepción del hecho vil y brutal de la fortuna, obligaríais a los niños a frecuentar escuelas rivales o a que se ignoren entre sí, mientras los padres han vivido codo con codo en las mismas trincheras, sufriendo y esperando juntos, y juntos también muriendo a veces por la misma patria?

Escuela única que supera la división escuela privada-escuela pública. Su tesis se justifica en que la ciudadanía debe albergar una educación en equidad de clase y condiciones, impidiendo que la formación y los conocimientos originen privilegios en clases sociales definidas. Esta escuela interpreta que debe comprometerse un asiento a cada escolar gratuito, desde Infantil hasta la edad de los dieciséis o dieciocho años.

 

larrLa  escuela activa se fundamenta en el sentido, valores y necesidades del alumno (Gran Enciclope. Larousse)

 

El significado de único de esta escuela atañe únicamente a la situación económico-social, pero no al ideario; no es exclusividad u homogeneidad teórica y no restringe ni limita la diversidad de ideas.

¿Cómo reaccionarían los miembros de un clan al ver que, por ejemplo, sus recursos para cazar, comer y vestir a los de su cueva estaban diezmados, siendo su chamán el único responsable de tan terrible situación? ¿Cuál sería la reacción de los comerciantes babilonios hace 39 siglos, si los prestamistas les hubiesen dejado de prestar ese servicio? Y lo mismo, con los trapezitas de la Grecia Antigua. ¿Qué pensarían en lo que les esperaba, al ver que los banqueros seguían borboteando, mientras la economía del Estado se congelaba cada vez más?

 

elcambistaysumujerobradBanquero y su mujer, óleo de M. Van Reymerswaele (s. XVI).

 

Y a nosotros, ¿qué nos espera? Más bien, un mundo y una existencia inhumanos, repulsivos y pobres. La historia de la trágica representación mitológica del Minotauro está cargada de ambición y ruindad, de expiación y condenación de los dioses, de resarcimiento y castigo, y de cantidades considerables de dolor y calvario. Asimismo, es modelo y encarnación de una forma peculiar de homeostasis entre lo económico y lo político, implicando su muerte por Teseo el principio de un tiempo nuevo, como nos recuerda el economista Yanis Varoufakis.

 

chDe Acción social y solidaria UCA

Algo sí está claro. Las cosas evolucionan debido a que una proporción cada vez mayor de la humanidad se compromete en gran manera. Trajinan en sus grupos, en sus sociedades, en sus puestos de trabajo, o allí donde estén, asentando los principios de las revueltas populares, que van a desencadenar y a desatar transformaciones. Precisamente, de este modo es como se han ido siempre desarrollando las cosas en el movimiento de la historia.

 

Noticias Otros Medios

Deja un comentario