Actividad paranormal grabada en una tienda.

Por Álvaro Martín.

Un vídeo de las cámaras de seguridad de el almacén de una tienda llamada Ellacoya Country Store, en Gilford, EE.UU. Como podemos ver en el documento subido a Youtube, una fuente de cristal cae al suelo desde una mesa sin causa aparente, y por supuesto, sin nadie que la empujase.

Solo había una empleada dentro de la tienda, Heidi Boyd, que confesó haberse asustado cuando, estando en una habitación contigua, escuchó un gran golpe. Cuando entró en la habitación del suceso paranormal el sobresalto fue aun mayor al ver el objeto roto.

La jefa de la tienda dijo al Huffington Post que Heidi le había contado el suceso con angustia y miedo, y además confesó que en la inauguración del comercio pudieron ver la figura fantasmagórica de lo que parecía un hombre junto a la puerta. Parece ser por tanto que este lugar tiene tradición paranormal, ya que otro empleado contó también haber escuchado un extraño silbido sin poder identificar la fuente sonora.

Por otra parte,  ya hay toda una corriente escéptica que apunta a la falsedad del documento, alegando que el objeto de cristal pudo haber sido movido de alguna manera por un ser humano, por ejemplo mediante hilos de pescar desde algún lugar alejado de la cámara de seguridad. El dueño de la tienda ha dicho que según las característica del local, eso es prácticamente imposible, pero muchos señalan a la única persona presente en el momento de la fractura: Heidi Boyd. Ante las acusaciones de fraude, esta empleada defendió su inocencia en su perfil de Facebook. Vemos a continuación el vídeo del reportaje.

Finalmente fueron a investigar dos expertos en la materia: una medium y un parapsicólogo. La primera dijo que en la tienda habría al menos una presencia, femenina, que pudo ser la causante de la misteriosa caída. El segundo, por su parte es más precavido y si bien no puede asegurar que haya un fantasma en esa tienda, ha dicho que el fenómeno grabado por las cámaras no tiene fácil explicación,  que habrá que seguir investigando.

Sea como fuere, al parecer esto no le ha venido muy bien a la tienda, pues se ha llenado de curiosos atraídos por los fenómenos descritos, pero el número de clientes no ha aumentado. Mientras tanto, la gerente quiere que se realicen más investigaciones, incluso pudiendo involucrar al equipo de “Ghost Hunters”.

De momento solo podemos centrarnos en los datos objetivos, y es cierto que el objeto realiza un extraño movimiento encima de la mesa. Un movimiento difícilmente hecho por el ser humano, y en todo caso no sería la primera vez que un espíritu “travieso” se divierte con el mobiliario de una tienda. El tiempo dirá si este caso tiene una explicación terrenal, o por el contrario no encontramos ante un caso de manifestación espiritual.

Fuente: Huffington Post

Noticias Otros Medios

Deja un comentario