Tiramisu con recuerdos de brownie

Por Margret Schucmann

 

tiramisu_brownie

 

Tiramisú es un postre italiano creado en 1970 a base de capas de pasta de bizcocho emborrachado de whisky y café y capas de crema de mascarpone. El brownie es un pastel tradicional de América del norte con bizcocho de chocolate y nueces, gracias a su combinación de mantequilla y azúcar tiene una textura particular, crujiente por fuera y tierna en su interior, se sirve cortado en cuadrados.

Es este postre he fusionado ambas recetas sustituyendo el bizcocho del tiramisú por bizcocho de brownie combinándolo con la crema de mascarpone. Una curiosa mezcla de sabores.

 

INGREDIENTES

  • para el bizcocho de brownie
  • 160 gr de chocolate con leche
  • 160 gr de chocolate amargo
  • 100 gr de mantequilla
  • 2 cucharaditas de créme frâiche
  • 3 huevos
  • 200 gr de azúcar moreno
  • 1 pizca de sal
  • 160 gr de harina
  • 3 cucharas soperas de cacao en polvo sin azúcar
  • 80 gr de almendra molida
  • 1/2 bolsito de levadura royal
  • algo de mantequilla para el molde
  • para emborrachar el bizcocho
  • 200 ml de vino tinto
  • 1 naranja (zumo y corteza)
  • 1-2 cápsulas de cardamomo
  • 1-2 estrellas de anís
  • 1 vaina de vainilla
  • 1 rama de canela
  • para la crema de mascarpone
  • 4 yemas
  • 150 gr de azúcar
  • 500 gr de mascarpone
  • 2 claras de huevo
  • 500 ml de nata
  • 5 hojas de gelatina
  • 100 ml de leche
  • 1 vaina de vainilla
  • polvo de chocolate para espolvorear

 

PREPARACIÓN
Para conseguir la presentación de esta receta he utilizado una molde desmontable (para cocer el bizcocho) y dos aros de emplatar uno cuadrado y otro redondo. Pero también se puede preparar como si fuera una tarta, en lugar de piezas independientes, colocando los ingredientes en el molde desmontable.
La cantidad de crema está pensada para la opción de preparar una única tarta para 6 personas por lo menos. Si se quiere presentar en unidades independientes usaremos sólo la mitad de la crema para obtener 4 unidades.

El bizcocho
Fundimos el chocolate junto con la mantequilla al baño maría. Una vez fundido añadimos la créme frâiche y dejamos enfriar.
Batimos los huevos con la sal y el azúcar hasta que la pasta se ponga espesa y cremosa. Añadimos poco a poco el chocolate.
Mezclamos la harina, las almendras picadas, la levadura y el polvo de cacao y juntamos todos los componentes del bizcocho removiendo.
Forramos un molde desmontable con mantequilla, añadimos la pasta (aunque parezca muy espeso así está bien) y horneamos en el horno precalentado a 180º durante 30 ó 40 minutos procurando que el brownie queda en medio un poco hecho. Dejamos enfriar y partimos el bizcocho en dos transversalmente con ayuda de un hilo fuerte.

Para emborrachar ponemos el vino, el zumo, la corteza de naranja y el resto de los ingredientes en un cazo, dejamos hasta que hierva, bajamos el fuego y lo dejamos 30 minutos a fuego muy flojo. Dejamos que se enfríe totalmente y lo colamos.

La crema
Calentamos la leche con las semillas de la vaina de vainilla, pero no debe hervir.
Batimos las yemas con el azúcar al baño maría hasta conseguir una crema.
Ponemos la gelatina en remojo.
Montamos la nata y las claras a punto de nieve y añadimos a la leche tibia la gelatina y mezclamos con la crema de huevo. Después añadimos el mascarpone, la nata y las claras de huevo, removemos todo bien.

Montaje
Sacar con ayuda de un molde o un cortapasta una forma cuadrada para la base y otra redonda para la capa central del bizcocho de brownie. Emborrachamos el bizcocho con la mezcla de vino que tenemos preparada. Colocamos sobre este el molde redondo y rellenamos de crema, después encima la forma redonda de bizcocho y sobre este otra vez crema. Espolvoreamos con chocolate en polvo.

 

Noticias Otros Medios

Deja un comentario