Cakes de tomates confitados, tomillo y tapenade

Por Margret Schuchmann

cakes_tomate

 

INGREDIENTES

    • 100 gr de jamón cocido
    • 70 gr de piñones
    • 100 gr de tomates confitados
    • 50 gr de tapenade
    • 100 gr de harina
    • 4 huevos
    • 80 gr de mantequilla fundida
    • 1 sobre de levadura royal
    • 1 cucharadita de tomillo
    • 1 cucharadita de café de aceite de oliva
    • pimienta negra
    • Parmesano para espolvorear
    • para tomates confitados
    • 125 gr de tomates maduros (aprox. 1 tomate)
    • 25 gr de azúcar moreno
    • 1/2 clavo de olor
  • para la tapenade
  • 1/2 vaso de aceitunas negras sin hueso
  • 1 cuchara de alcaparras
  • 25 gr de anchoas
  • 1 cucharas de zumo de limón
  • 1/4 cucharadita de romero
  • 1/4 cucharadita de tomillo
  • 65 ml de aceite de oliva
  • pimienta negra

 

PREPARACIÓN
Los tomates confitados
Primero preparamos el día anterior los tomates confitados de la siguiente manera: lavamos los tomates, ponemos agua a hervir y escaldamos los tomates un minuto, después sumergimos los tomates en agua helada y retiramos la piel. Colocamos los tomates en una sartén grande de teflón, para que no se peguen. Cubrimos con azúcar y añadimos el clavo. Cubrimos la sartén con un paño y dejamos macerar 12 horas. Al día siguiente ponemos la sartén a fuego flojo durante aproximadamente 40 minutos.
Ya tenemos los tomates confitados.

La tapenade
Trituramos todos los ingredientes y al final añadimos tanto aceite hasta obtener una pasta untuosa.

Los cakes
Tostamos los piñones en una sartén sin aceite.
Cortamos el jamón a daditos pequeños y los tomates a trocitos.
En un bol batimos los huevos, mezclamos la harina con la levadura y añadimos junto con la mantequilla. Batimos hasta obtener una masa homogénea.
Incorporamos los piñones, la tapenade, los tomates, el jamón, el tomillo y la pimienta. Mezclamos todo bien.
Untamos un molde o como en mi caso pequeñas tarteras con aceite, vertemos la pasta, espolvoreamos con queso de parmesano y horneamos durante 35 minutos a 180º. Vigilamos que no se doren demasiado, si vemos que se doran los tapamos con papel aluminio.
Dejamos templar y servimos de aperitivo o entrante acompañado con una ensalada.

Para decorar yo he utilizado una galleta de parmesano.

 

Noticias Otros Medios

Deja un comentario