Helado de parmesano con jamón

Por Margret Schuchmann

helado_parmesano

 

El helado de queso de parmesano es una fantástica manera de agregar sabor a queso de parmesano a qualquier plato frío. Se puede utilizar como un aperitivo o como un primer plato. En este caso, estamos combinando el helado de parmesano con un poco de jamón, alcaparras fritas y un poco de ensalada o verdura.

 

INGREDIENTES

  • 100 gr de parmesano recién rallado
  • 300 ml de leche descremada
  • 3 yemas de huevo
  • 1 pizca de sal
  • 200 ml de nata montada
  • para combinar con jamón y ensalada
  • 12 cortadas de jamón serrano (3 cortadas/persona)
  • 40 alcaparras fritas (10/persona)
  • ensalada al gusto
  • aceite de oliva
  • vinagre balsámico

 

PREPARACIÓN
Remojamos el queso de parmesano rallado en una taza con leche durante una hora.
Ponemos la leche restante a hervir, cuando llegue al punto de ebullición agregamos la leche con el queso. Removemos constantemente a fuego mínimo con una cuchara de madera para que el queso no se pegue a los bordes del cazo. Despues de 2 minutos retiramos el cazo del fuego y colamos la leche por un colador forrado con un paño. Dejamos reposar 1 hora.
Desechamos el residuo del colador y comprobamos que el líquido filtrado esté limpio, sin grumos, si hay grumos lo pasaremos otra vez por el colador con el paño.

En un recipiente aparte batimos las yemas con la sal.
Ponemos la mezcla de parmesano y leche al fuego otra vez hasta que el color esté amarillo pálido.
Vertemos lentamente una taza de la mezcla a las yemas y batimos. Volcamos este preparado a la restante leche. Colocamos otra vez en el fuego medio hasta que se espese un poco. Colamos la crema en un recipiente limpio.

Dejamos enfriar a temperatura ambiente. Añadimos la nata montada y llenamos la heladora o si no tenemos lo guardamos en el congelador removiendo a menudo para que no se formen cristales.

La galleta de parmesano
Forramos una bandeja de horno con papel vegetal y precalentamos el horno a 200 grados.
Rallamos el queso Parmesano no muy fino. Con la ayuda de un molde de emplatar de forma redonda ponemos una pequeña cantidad del queso en el fondo y lo horneamos aproximadamente unos 5 minutos. El queso se funde y tiene que cojer un bonito color dorado.
Sacamos del horno y con mucho cuidado utilizando una espátula desmoldamos y dejamos reposar sobre una superficie plana.

Las alcaparras fritas
Secamos muy bien las alcaparras y freímos con un poco de aceite hasta que empiecen a obtener un color marrón clarito.
Guardamos sobre papel absorbente para eliminar el aceite en exceso.

Colocamos la ensalada aliñada sobre un plato llano, añadimos el jamón con las alcaparras alrededor y una bola de helado encima y a final la galleta.

 

Noticias Otros Medios

Deja un comentario