Entrevista a Germán Díez Barrio, a propósito de “Un canto de libertad”

Germán Díez Barrio (Palencia, 1952) es Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Valladolid y profesor de Lengua y Literatura. Ha publicado más de cincuenta libros, y ha sido galardonado con diversos premios, el último, el V Premio Alexandre Dumas de Novela Histórica con ¡Los reyes nos han vendido! (MAR Editor, 2017).

A propósito de Un canto de libertad (Biografía novelada de Nelson Mandela)

1.- Después de más de cincuenta libros publicados donde has tocado todos los “palos” de la baraja literaria, te quedaba el palo de la biografía, ¿no?

Efectivamente, me quedaba escribir una biografía, que me gusta leerlas. Hay un “palo” que nunca he tocado, la poesía, género literario que me parece muy difícil y para el cual creo que no estoy dotado. Sí para leerla y comentarla.

2.- ¿Y por qué precisamente Mandela? Los que conocemos tus obras sabemos que el año pasado, o hace dos, publicaste un cómic sobre la vida del presidente sudafricano. ¿Pero cómo te surgió la idea primera de escribir sobre él?

Partió de un encargo que me hizo la Editorial Mundo Negro que estaban muy interesados en difundir la figura y los logros alcanzados por Nelson Mandela. Empecé mi investigación para escribir el guion de un cómic para la revista Aguiluchos, que después tradujeron a varios idiomas. Seguidamente Mundo Negro sacó el cómic en un libro. Como había investigado mucho y tenía sobrada información, me decidí a escribir una biografía novelada sobre Mandela, y la Editorial Amarante se interesó por ella.

3.- Entiendo que como biógrafo en algún momento te has tenido que sentir identificado con Nelson Mandela. ¿Qué destacarías de su vida? ¿Y qué has visto de él en ti?

Especialmente me he identificado con él en su lucha decidida contra el apartheid, donde Mandela desplegó todo su saber y energía para liberar a los negros del racismo imperante en Sudáfrica. Fue un hombre entregado totalmente a la defensa de la libertad de su pueblo. Y tuvo un inmenso amor a los demás: «El amor es más natural al corazón humano que su opuesto, el odio». Como docente, coincido con él en la importancia que dio a la educación: «La educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo».

4.- A mí me gusta “etiquetar”, siempre me lo dicen, así que hoy te toca etiquetar a ti. ¿Serías capaz de definirnos con una sola palabra su personalidad?

Generosidad. Mandela fue una persona sumamente generosa: renunció a una tercera parte de su sueldo como presidente de Sudáfrica y creó el Fondo Nelson Mandela para la Infancia.

5.- Aunque supongo que no es oro todo lo que reluce, y algún aspecto negativo habrás encontrado. En este caso, ¿te has saltado algún aspecto de su vida? ¿Ha habido algo por lo que hayas pasado por encima?

Como es normal, en todas las personas hay alguna sombra. En el caso de la biografía de Mandela, hay dos aspectos que yo he pasado por encima: su religión, era metodista, y los tres matrimonios. Mandela pertenecía a una sociedad y a una cultura polígama. Yo no quería desviar la atención hacia estos aspectos porque lo que me interesaba realmente era destacar su condición humana, su entrega, la ayuda a los demás, el perdón. Cuando salió de la cárcel, después de 27 años preso, perdonó a los carceleros, que a veces habían sido crueles con él.

6.- Como podemos ver en la cubierta del libro, se trata de una biografía “novelada”, y en cuanto uno empieza a leer se da cuenta de ello. Por lo tanto, yo que he leído muchos de tus libros  (que no todos) he detectado un “gen German” (lo he llamado así) y ese gen Germán es claramente un gen pedagógico. Tú, Germán, ¿eres consciente de que se notan tus años de profesorado en tu estilo como narrador?

Soy consciente y no lo quiero evitar. Se nota mucho la profesión en la forma de narrar, en la precisión del lenguaje y en la forma de estructurar el libro: todos los capítulos empiezan con una frase célebre de Mandela. Al final del libro incluyo unas frases célebres de Mandela, la cronología y una bibliografía básica.

7.- Centrándonos ya en lo que es propiamente el libro, he visto cómo al principio incluyes una serie de refranes y dichos de la cultura popular sudafricana. A mí el que más me ha gustado es el que dice “a ningún elefante le pesa su sombra”. Por lo que veo, ¿sigues interesado en el acervo popular?

Sigo muy interesado en el lenguaje y en la cultura popular, que son un ejemplo de sabiduría. Cualquier día os sorprendo con un gran libro de dichos o de refranes.

8.- Al final, además, recoges muchas frases célebres de Mandela en un anexo. Pero tú, particularmente, ¿con cuál o cuáles te quedas?

Germán Díez Barrio

Si tuviera que escoger dos, me quedaría con estas: «El amor es más natural al corazón humano que su opuesto, el odio» y «Si quieres hacer la paz con tu enemigo, tienes que trabajar con él, entonces se convierte en tu compañero».

9.- Yo que he leído el libro de un tirón (como todos tus libros, claro), creo que es un libro dirigido a todos los públicos. Lo digo porque al estar “dialogado” resulta muy sencillo de leer. ¿Esa era tu intención? ¿Dirigirte también a los más jóvenes?

En efecto, está dirigido a todos: a los que les gustan las biografías, a los que les gustan las novelas y a los indecisos. También a los jóvenes por la grandeza y enseñanzas que nos dejó el protagonista.

10.- Para terminar, solo cabe hablar del futuro. Este año nos has sorprendido con una biografía y has ganado el premio Dumas de Novela Histórica… ¿Con qué nos vas a ganar en tu próxima obra?

A no ser que el editor me haga cambiar de idea, yo creo que será una novela ambientada en el Siglo de Oro: sobre las rencillas entre escritores, el juego, los mesones y tabernas, las mancebías, la picaresca, el teatro, los toros…, en fin, la vida de entonces.

Noticias Otros Medios

Deja un comentario