¿Realmente es beneficiosa una dieta vegetariana?

El estilo de vida vegano se está imponiendo en estos últimos años. Sí, estamos hablando de “estilo de vida” y no de una simple dieta. Y es que el veganismo se basa en el consumo de alimentos y de productos cuya procedencia no derive de un animal.

Esto quiere decir que aquellas personas que se pasan al veganismo están cambiando mucho más que su forma de alimentarse; también sus hábitos y manera de pensar.

En este artículo vamos a analizar algunas de las ventajas que entraña seguir una dieta vegana.

dieta vegana

¿Por qué debería alguien seguir una dieta vegana?

Te resultará más difícil enfermar

Hay estudios que confirman que seguir una dieta vegana reduce la posibilidad de desarrollar ciertas enfermedades de índole degenerativa, cómo obesidad, diabetes de tipo 2 o hipertensión. Y la razón de ello es que estas enfermedades suelen estar provocadas por el consumo de grasas saturadas (que normalmente se encuentran en aves de corral, o en productos lácteos derivados de animales).

Eso sí, ser vegano tiene sus pros y sus contras y tendrá que controlar mucho su dieta, en especial el aporte de proteínas, para así evitar carencias que puedan afectar gravemente a su salud.

Nos ayuda a tener el corazón más saludable

Los veganos no consumen grasas animales, lo que supone una reducción considerable del colesterol. Esto hace que la posibilidad de que padezcan enfermedades cardiovasculares sea más reducida.

Esto es más importante de lo que parece, ya que estas enfermedades matan al año a más de 5 millones de personas.

No pasará nada si hasta ahora hemos seguido una dieta con una alta cantidad de carne, ya que podemos revertir la mayoría de los daños al sistema cardiovascular siguiendo una dieta vegana.

Previene ciertos tipos de cáncer

Las dietas veganas y vegetarianas son todo un clásico a la hora de prevenir ciertos tipos de cáncer (cómo el cáncer de mama, de colon, estómago, esófago o de pulmón).

Una buena manera de ponerse en forma

Si estás buscando una manera de estar en forma, y de no tener que preocuparte en todo momento de lo que comes o dejas de comer, seguir una dieta vegana puede ser la solución. Puedes perder peso sin tener que estar contando calorías o carbohidratos, sin medir raciones o sin tener que pasar hambre.

Pero esto no quiere decir que no puedas engordar siendo vegano ni mucho menos… y es que la dieta no te impide atiborrarte a dulces, por lo que tendrás que llevar algo de cuidado también.

Es más difícil contraer una enfermedad transmitida por la comida

Según la CDC (Centro de Control y Prevención de Enfermedades) de EEUU, al año son diagnosticados 76 millones de casos de enfermedades transmitidas por alimentos, y esto es mucho más grave si el afectado es un niño.

Siguiendo una dieta vegana es mucho más difícil contraer estas enfermedades, ya que normalmente son transmitidas por la salmonela, bacteria coli o listeria.

Vivirás más tiempo

Un estudio llevado a cabo en 600 japoneses centenarios, de una duración de 30 años, concluyó que el secreto de su longevidad es que habían seguido una dieta vegana, basa principalmente en carbohidratos sin refinar, frutas, verduras y soja.

Reduce tu impacto en la naturaleza

Aquellas personas que deciden seguir una dieta basada en el consumo de plantas y similares reduce su huella ecológica en el mundo. Es una manera de devolverle el favor a la naturaleza por todo lo que nos ha dado.

Refuerza tu inmunidad

Además de todo lo anterior, alimentos cómo la fruta fresca, fibra, verduras, frutos secos, soja o legumbres ayudan a reforzar tu inmunidad, protegiéndote ante el contagio de ciertas enfermedades.

Estas son algunas de las razones por las que deberías seguir una dieta vegana.

Noticias Otros Medios

Deja un comentario