Nino Bravo marca récords a 40 años de su desaparición física

Foto EFE

Foto EFE

 

Cuando el músico argentino Fito Páez dio a conocer en 2011 el primer sencillo de su producción discográfica Canciones para Aliens, llamó la atención que el tema elegido fuera Un beso y una flor, pieza emblemática de Nino Bravo, el cantante valenciano que se hizo mito luego de morir, a los 28 años, en un accidente automovilístico.

 

 

Fue una versión muy al estilo del rosarino, bien recibida por los fans porque todo lo que tiene que ver con Nino Bravo resulta entrañable, aunque la interpretación de Páez, hay que decirlo, lejos estuvo como es lógico de ese virtuosismo vocal que caracterizó al intérprete español.

“Recuerdo un álbum con los éxitos de Nino Bravo en los años ’70 y ésta como algunas otras canciones, quedaron grabadas en la memoria sentimental, que es de lo que se trata, también este álbum”, afirmó Páez en referencia a este primer corte.

Precisamente, Bravo es el rey de la memoria sentimental de muchas generaciones que han visto cómo el paso del tiempo no ha podido morigerar el efecto benéfico que tienen su voz y sus canciones.

Prueba de ello es que recientemente se ha dado a conocer que el artista valenciano es uno de los más reproducidos en youTube, una verdadera ironía del destino si se piensa que su temprana muerte, acaecida en 1973, le impidió ser testigo de los adelantos tecnológicos que caracterizan a la industria musical de nuestros tiempos.

Hace 68 años que nació como Luis Manuel Ferri Llopis en Aielo de Malferit, una localidad valenciana donde hoy se erige un museo en su memoria.

 

LAS CANCIONES, SIEMPRE LAS CANCIONES

El próximo 16 de abril se cumplirán cuatro décadas de un accidente de tráfico que le costara la vida en la Nacional III, a la altura del pueblo de Cuenca que lleva el nombre de Villarubio.

Si nos pusiéramos a nombrar sus emblemáticas canciones sin recurrir a buscador ni a un ayuda memoria de ningún tipo, nos vendrían a la mente de forma inmediata desde la ya nombrada Un beso y una flor, pasando por Noelia Te quiero.

No se puede obviar, por supuesto, ese himno que glorifica el haber nacido en suelo latinoamericano,  América, que dice aquello tan emotivo de “como un inmenso jardín, eso es América”.

 

 

A su notable capacidad vocal, a su garganta afinada y a su estilo apasionado, que se suma al cuidado orquestal de las grabaciones y la inspiración en la canción italiana, se debe la vigencia de su música, un modo de entender la balada que no ha tenido herederos. No es exageración: nadie ha cantado como Nino Bravo, después de la desaparición física del valenciano.

Según un informe elaborado por la agencia EFE, Nino Bravo es, 40 años después de su muerte, un verdadero fenómeno en las redes sociales, donde sus canciones se reproducen y se comparten a un ritmo incesante.

Es todo un récord que ni en sus mejores tiempos, el que en la infancia era llamado “Manolito”, se hubiera atrevido a soñar

Fueron cuatro los discos que dejó como legado, grabados entre 1970 y 1972. En su adolescencia, al tiempo que trabajaba en una joyería, supo formar los grupos musicales Los Hispánicos y Los Superson.

Manuel Alejandro (el mismo que apuntaló la carrera de Raphael), Augusto Algueró y El Dúo Dinámico fueron los compositores que dieron sustancia a su obra.

Era también un artista que viajaba en los tiempos en que no era tan común como ahora. En su corta vida alcanzó a hacerse ídolo en Latinoamérica y sus canciones fueron editadas en países como Alemania, Francia, Angola, Turquía y Holanda.

“Nino Bravo, que da nombre a calles de Valencia, Aielo de Malferit, Náquera (Valencia), Villarrubio, Roquetas de Mar (Almería) y Tuineje (Las Palmas), ofrece actualmente más de dos millones de resultados en Google y la página que le dedica Wikipedia ha sido consultada más de 93.000 veces en los últimos tres meses”, informa EFE.

“Youtube ofrece 37.300 resultados relacionados con su nombre y Un beso y una flor, por ejemplo, se ha reproducido 7,1 millones de veces desde que un usuario la subió hace seis años”, agrega.

 

CANTANDO A NINO BRAVO

El 1 de diciembre de 2009 se puso a la venta en España un disco en homenaje al artista valenciano, cuyo pueblo ha erigido un busto de bronce en su honor.

 

 

El álbum, que llevó por título Nino Bravo: 40 Años Con Nino, concentró las voces de Marta Sánchez (“Libre”), Paulina Rubio (“Un beso y una flor”) David Bisbal, Rosario, Amaia Montero, Merche, Seguridad Social, Luis Fonsi, Christian Castro y Álex Ubago.

 

 

La versión de lujo, además, traía Además el making of de la grabación, las versiones originales, entrevistas y actuaciones de Nino Bravo. Otro artista que ha “revisitado” su obra es el cantante valenciano Francisco (1959). Para evocarlo a 40 años de su fallecimiento, el próximo 16 de abril se inaugurará la exposición Nino Bravo: 40 Años Recordándote, organizada en Valencia por El Corte Inglés, en una ceremonia donde actuará Los Superson, el grupo original del cantante.

 

En esa fecha también se dará a conocer el documental Aielo de Malferit, cuna de Nino Bravo, dirigido por Paco Rueda, se estrenará la web Museo Nino Bravo 2.0 y el Canal Youtube del Museo.

 

 

Además, La ONCE  dedicará un cupón de lotería a Nino Bravo, el del domingo 21 de abril de 2013.

 

 

Sin Embargo

Noticias Otros Medios

Deja un comentario