Marie Curie y su existencia “antinatural”

Por Sandra Ferrer

 

perfil1Los grandes genios de la historia han tenido existencias excepcionales, alejadas de la rutina y de las vidas sencillas. Aunque han logrado hitos importantísimos para la ciencia, la tecnología o la cultura, a veces ha sido renunciando a otras cosas más mundanas.

Este no fue el caso de Marie Curie, una de las mujeres científicas más determinantes para la historia de la física y la química. Dedicó su vida al estudio de la radioactividad; su esfuerzo le valió ni más ni menos que el reconocimiento de toda la comunidad científica y dos premios Nobel. Junto a su vida profesional, Marie fue también madre de dos niñas. Una de ellas continuó con su labor en el campo de la ciencia y la otra inmortalizó su vida en una biografía.

En definitiva, que Marie Curie pudo ser todo lo que las mujeres trabajadoras del siglo XXI soñamos, ser madres y profesionales a la vez. Pero es curioso que ella misma hiciera esta reflexión: No es necesario llevar una existencia tan antinatural como la mía, lo que yo deseo para las mujeres y las jóvenes es una vida familiar sencilla y algún trabajo que les interese1.

 

marie-curie-hijas

 

Según Marie, su vida fue antinatural. Algo que a menudo se plantea, quizás no con estas palabras pero si con el mismo fondo. Las palabras de la gran científica demuestran que, nos guste o no, las mujeres lo tenemos mucho más difícil que los hombres a la hora de compaginar nuestra vida personal con nuestra faceta profesional.

Hoy, casi 150 años después de su nacimiento, las mujeres seguimos preguntándonos si conseguir ambas cosas puede llegar a ser algo “antinatural”.

 

 

 

Historia de las mujeres, una historia propia, Bonnie S. Anderson y Judith P. Zinsser, pág. 671

Noticias Otros Medios

2 Responses to Marie Curie y su existencia “antinatural”

  1. Pingback: Marie Curie y su existencia “antinatural” | Sandra Ferrer

  2. Olivia Feria 14 noviembre, 2014 at 0:06

    Te recomiendo muchisimo el libro de Rosa Montero “La ridícula idea de no volver a verte” da otro cariz sobre su vida, especialmente a partir de sus duelos. Me encanta tu blog Sandra, soy tu fan.

    Responder

Deja un comentario